SECUENCIA DIDÁCTICA DE EXPRESIÓN CORPORAL

Secuencia no vinculada a la Unidad Didáctica: “Recorremos el patio”.

 

Sala: 3 años – Sala amarilla.

Cantidad de niños: 24.

Docente de la sala: Mariana.

Residente: Giselle Vaccarezza.

Eje disciplinar: Expresión Corporal

 

Fundamentación:

El niño en nivel inicial, aprende del mundo que lo rodea, de su cuerpo, de los objetos. Encarar la Expresión Corporal en nivel inicial permitirá al niño mayor comunicación con el medio y consigo mismo, a través del trabajo con su cuerpo.

 

“El propósito de abordar la Expresión Corporal en el jardín es que los alumnos puedan enriquecer y profundizar sus conocimientos acerca de los movimientos que realizan, y adquieran nuevas formas de moverse.”. Diseño Curricular de 4 y 5 años, 2000, p. 162.

 

Las actividades proponen moverse en grupo, algo que a esta edad es muy difícil de lograr ya que una de las características del niño de tres años es su pensamiento egocéntrico, lo cual le resulta difícil aceptar el pensamiento de otro, seguir a un compañero por el camino rojo implica que no puede seguir por el camino verde.

La expresión corporal permite crear un espacio en el que el juego de los movimientos se desarrolla a partir de sus propias historias, donde se articulan intereses individuales y sociales.

Esta secuencia invita a los niños a recorrer el espacio y a trabajar en grupo, si bien la primera actividad es individual, se busca que los niños se relacionen entre si y cooperen con el otro, dejando de lado su individualidad.

A partir de este tipo de juegos los niños realizan diferentes aprendizajes sociales: se inician en la comprensión y aprenden a cooperar, a respetar reglas y concertar acuerdos.

 

“Los juegos son significativos porque requieren de sus saberes previos, constituyen un desafío, un problema a resolver y demandan sus habilidades, su capacidad de esfuerzo y su iniciativa”. Diseño Curricular de 4 y 5 años, 2000, p. 59.

 

A través del juego exploramos nuestro entorno, descubrimos oportunidades, conocemos nuestras limitaciones y potencialidades, creamos, inventamos, crecemos. Al jugar, cambiamos, exploramos diversas situaciones, tomamos en serio nuestra participación ya que nos conocemos a nosotros mismos y a los demás.

Los niños juegan como forma de aprehender el mundo, conocerlo, ejercitar y desarrollar destrezas, estimular su inteligencia y, además, conectarse con  los seres que lo rodean afectiva y creativamente.

Los niños ingresan al jardín con sus experiencias previas del juego y en él encontrarán oportunidades de enriquecerlo, jugando junto a otros o con otros, compartiendo espacios, materiales y aprendiendo a respetar ciertas reglas.

 

Objetivos:

Que el niño logre:

  • Realizar los diferentes recorridos, afianzando su equilibrio y su coordinación.
  • Ponerse de acuerdo con sus compañeros.
  • Respetar las reglas.
  • Relacionarse con los otros.

Contenidos:

  • Experiencias para el desarrollo corporal: Afianzamiento de habilidades motoras básicas.
  • Experiencias para comenzar a indagar el ambiente: Afianzamiento en la representación del espacio a través de su exploración.
  • Exploración del movimiento en la interacción con los otros.

Propuestas:

  • Actividad 1: “Recorremos el patio”

Antes de comenzar la actividad prepararé el espacio donde se realizará (el patio): Limitaré la zona de juego, pondré la señalización de salida y entrada, por ultimo colocaré los caminos de diferentes colores.

Nuclearé a los niños en la zona de intercambio y les preguntaré si conocen los trenes, les preguntaré por su sonido, el recorrido; luego les diré que hoy vamos a ir al patio a jugar que somos trenes.

También les diré que cuando salgamos al patio van a encontrar muchos caminos de colores, elijan uno y comiencen su recorrido luego pueden elegir otro camino.

Por último les diré que contaremos todos juntos hasta tres y cuando diga tres comenzaran a recorrer los diferentes caminos.

“Cuando salgamos al patio vamos hacer filas en los diferentes caminos que vean afuera, no vamos a ir a los juegos, y entre todos vamos a contar a la 1, a las 2 y a las 3, cuando digamos tres van a empezar a caminar por los caminos.”

Nos dirigiremos al patio y repetiré la consigna señalando el lugar de salida y llegada, les diré que hay que ir caminando para que no choquen con otros trenes.

Una vez que estén todos preparados contaremos todos juntos para que comience el juego.

Comenzaremos a jugar realizando filas en los diferentes caminos, les mostraré cómo se juega la primera vez, mientas juego con ellos realizaré diferentes intervenciones para evitar peleas o choques (esperar su turno, que no corran y no se lastimen).

Una vez que todos hayan recorrido los caminos diré ahora voy a contar hasta tres y cuando diga tres regresaremos al punto de partida.

“A la cuenta de tres volvemos al lugar de donde empezamos, 1, 2 y 3”.

Los felicitaré por la actividad realizada y les diré que otro día volveremos a jugar.

Por último les pediré que guarden los materiales.

Materiales:

  • Vías de tren realizadas con cartulina y pegadas al piso (verde, rojo, azul, amarillo, violeta)
  • Carteles de llegada y de salida.

Duración: 10 o 15 min. Aprox.

  • Actividad 2: “Un tren con cuatro vagones”

Antes de comenzar la actividad prepararé el espacio donde se realizará (el patio): Limitaré la zona de juego, pondré la señalización de salida y entrada, por ultimo colocaré los caminos de diferentes colores.

Nuclearé a los niños en la zona de intercambio y les recordaré la actividad anterior de la siguiente manera: “Se acuerdan que el otro día jugamos a que éramos trenes en el patio, que recorrimos los caminos de colores (entre otras preguntas relacionadas con lo que hicieron los niños en la actividad anterior, por ejemplo, se acuerdan que el tren de Tati casi choca con el tren de Luna); bueno hoy vamos a volver a jugar pero esta vez los trenes van a tener más vagones y estos vagones no se pueden separar (los niños saben lo que significa la palabra vagones ya que estuvieron trabajando con el ferrocarril)”

Nos dirigiremos al patio y repetiré la consigna señalando el lugar de salida y llegada, les diré que hay que ir caminando para que no choquen con otros trenes.

Luego llamaré a cinco niños para que se coloquen al principio de los recorridos y les diré que ellos serán los que guíen el tren, luego les preguntaré como les gustaría que se moviera el tren (sugeriré diferentes movimientos en caso de que no se animen o no se les ocurra nada, por ejemplo, en un pie, gateando, saltando, levantando las rodillas, entre otros), después llamaré al resto de los niños que se colocaran detrás de los primeros cinco niños y les diré que ellos serán los vagones que deben seguir e imitar a los niños que estén delante de ellos.

Cuando termine el recorrido y empiecen otro, el niño que esta adelante va a pasar a estar atrás, así todos los niños participaran de guiar el “tren”.

Cuando roten les volveré a preguntar como quieren que se mueva este tren, reiterando sugerencias.

Una vez que estén todos preparados anunciaré “Todo los trenes están listos para viajar” contaré hasta tres para que comience el juego.

Comenzará la actividad, les mostraré cómo se juega la primera vez, mientas juego con ellos realizaré diferentes intervenciones para evitar peleas, choques o para que imiten al compañero que esta adelante (esperar su turno, que no corran y no se lastimen, que sigan al tren, entre otras que irán surgiendo en el transcurso del juego).

Una vez que todos hayan recorrido los caminos volveré a contar hasta tres para que regresen al punto de partida, los felicitaré por la actividad realizada y les pediré que guarden los materiales.

Luego volveremos a la sala y nos sentaremos en la zona de intercambio, les preguntaré si fue muy difícil copiar al compañero, si se divirtieron, que camino les gusto mas, entre otras.

Por último les diré que otro día volveremos a jugar.

 

Materiales:

  • Vías de tren realizadas con cartulina y pegadas al piso (verde, rojo, azul, amarillo, violeta)
  • Carteles de llegada y de salida.

Duración: 10 o 15 min. Aprox.

  • Actividad 3: “Entre todos formamos un tren”

Antes de comenzar la actividad prepararé el espacio donde se realizará (el patio): Limitaré la zona de juego, pondré la señalización de salida y entrada, por ultimo colocaré los caminos de diferentes colores.

Nuclearé a los niños en la zona de intercambio y les recordaré las actividades anteriores de la siguiente manera: “Se acuerdan que estuvimos jugando a que éramos trenes, que recorrimos los caminos de colores (entre otras preguntas relacionadas con lo que hicieron los niños en la actividad número dos, por ejemplo, se acuerdan que el tren de Renata casi choca con el tren de Thiago, cómo se movia el tren de Valentina), fue muy difícil seguir al amigo que estaba adelante, fue muy difícil copiar los movimientos, cuál les costo más, cuál les gusto más; bueno hoy vamos a volver a jugar pero esta vez todos vamos a formar un tren y acuérdense que los vagones no se pueden separar, vayan pensando como se va a mover este tren”

Elegiré a uno de los niños para que guie al grupo y le preguntaré cómo se va a mover este tren, realizaré sugerencias en caso de que sea necesario (saltando con un pie, de costado, caminando lento, caminando muy rápido, moviendo un brazo o los dos, entre otras).

Cuando termine el recorrido y empiecen otro, el niño que esta adelante va a pasar a estar atrás, así todos los niños participaran de guiar el “tren”.

Nos dirigiremos al patio y repetiré la consigna señalando el lugar de salida y llegada, les diré que hay que tener cuidado y prestar mucha atención para que no choquen con el niño que tienen delante.

Luego pediré que hagan una fila para que el tren comience su recorrido.

Una vez que estén todos preparados anunciaré “El tren está listo para salir” y contaré hasta tres para que comience el juego.

Comenzará la actividad, les mostraré cómo se juega la primera vez, mientas juego con ellos realizaré diferentes intervenciones para evitar peleas o choques (que no corran y no se lastimen, que sigan e imiten al compañero, entre otras que irán surgiendo en el transcurso del juego).

Cuando roten les volveré a preguntar como quieren que se mueva este tren, reiterando sugerencias.

Una vez que hayan recorrido los caminos contaré hasta tres para que regresen al punto de partida, los felicitaré por la actividad realizada y les pediré que guarden los materiales.

Luego volveremos a la sala y nos sentaremos en la zona de intercambio, les preguntaré si fue muy difícil seguir al compañero, si se divirtieron, que camino les gusto mas, si les gusto más jugar solos, en grupo o todos juntos, si les coto mover los brazos mientras caminaban, que movimientos les gusto más, entre otras.

Materiales:

  • Vías de tren realizadas con cartulina y pegadas al piso (verde, rojo, azul, amarillo, violeta)
  • Carteles de llegada y de salida.

Duración: 10 o 15 min. Aprox.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: